¿Qué es esto?


La vida es un cambio constante, solo queda adaptarte.



martes, 4 de febrero de 2014

Soy un gato

El domingo, después de mucha postergación, finalmente nos decidimos a echar la primera mano de pintura blanca sobre esa pared terracota que nos acompañó desde nuestros primeros años en el departamento donde actualmente vivimos. Ya el color, si bien me gustará siempre, había cumplido su ciclo y así cómo algunos cuadros que sacaremos y algunos muebles que cambiemos de lugar, el color terracota se fue, dando paso a un lienzo blanco que no sólo iluminará mi departamento, sino que le dará nuevos aires y un aspecto distinto. 
Ayer, tocaba desocupar el librero, y viendo entre mis libros, llegué a la conclusión de que tengo varios acerca de gatos, pero hay cuatro en especial que guardo con cariño y que sin querer, están relacionados entre si.

En alguna de mis visitas a Crisol, compré un libro titulado "Alma de Gato", escrito por Ruth Berger, que recopila 78 historias entre humanos y gatos.


Alma de Gato - Ruth Berger

Dentro de todas las historias, hubo una que captó mi atención en particular y es la que habla acerca del escritor español Fernando Sánchez Dragó y de su gato Soseki. Soseki era un gato famoso en España y cuando falleció, no solo Sánchez Dragó lo lloró, El artículo "Mortal y Tigre", salió en la Sección Cultural de la edición impresa del diario español "El Mundo".
Quien tiene la dicha de vivir con un gato, sabe que tienen algo de terrenales y algo de divinos. Su sola presencia inspira y con sólo un maullido, pueden hacer que hasta el más recio delos humanos caiga rendido a sus pies. Viven rodeados de magia. 


Fernando y Soseki.


Dentro de quienes se sumaron al pésame colectivo, estuvo Antonio Burgos, escritor español creador de "Gatos sin Fronteras" y "Alegatos de Gatos". Gatos sin fronteras es otro de mis preciados libros, que si bien es de mi suegra (otra gatera empedernida), igual está en el librero para quien lo quiera leer (y ya estaba en él antes de leer el pésame).
Gatos sin fronteras, narra la historia de Remo, una gato romano y callejero que se apoderó de la vida de Antonio Burgos, tal cual lo hacen todos los gatos. Los gatos no tienen fronteras...El libro es más que tierno.

Gatos sin fronteras - Antonio Burgos

Volviendo a Soseki. Soseki debe su nombre a un escritor japonés llamado Natsume Soseki (Soseki era en realidad su seudónimo). Soseki fue autor del libro "Soy un Gato" o "Yo, el gato", dependiendo de la editorial.  Natsume Soseki, es uno de los escritores japoneses más reconocidos, que hubiera pasado desapercibido para mí si no hubiera leído el primer libro. En realidad, Alma de gato, es el libro que desencadena toda esta serie de descubrimientos.

En el año 2011 fui a la Feria del Libro de Lima, que se llevó a cabo por primera vez en Jesús María. Generalmente no voy a las ferias a buscar algo en especial, sino a ver qué encuentro. Casi a la entrada, estaba el stand de Crisol. No muy lejos de mi alcance, estaba un libro con un gato en la portada (tengo un radar desarrollado para captar elementos gatunos), me acerco y era precisamente Soy un gato, de Natsume Soseki. El libro me miraba, diciéndome, aquí estoy y te esperaba. Lo sostuve en mis manos, cual trofeo de guerra y como niña en Navidad fui a la caja a pagarlo. El libro trata acerca de la sociedad Meiji de fines de siglo XIX, comienzos del XX, vista desde los ojos de un gato. 

No es cierto que los gatos nunca se rían. Los seres humanos se equivocan al pensar que son las únicas criaturas capaces de hacerlo. Cuando me río, los orificios nasales se me ponen triangulares y la nuez me tiembla. Pero mis amos parecen no darse cuenta. 

Soy un gato - Natsume Soseki



 Tanto me gustó este libro, que una imagen de la carátula decora mi sala.

El cuarto libro, se llama "Donde los gatos meditan" de David Baird y me lo regalo Viviana, así por así y porque le dio el gusto (creo que fue porque el gato de la portada se parece a Astor) .



En realidad es un libro recopilatorio de frases célebres y fotos de gatos, que lleva precisamente a la paz, meditación y a sentirte mejor.
Dentro de las frases, no podían faltar las de Natsume Soseki, y una de ellas, tal vez la que más me gusta es un Haiku (un tipo de poesía japonesa), no sólo por su ternura, sino por su simpleza.

"La piedras del fondo
parecen mover
el agua clara"


Estos cuatro libros se encuentran entrelazados uno con el otro sin quererlo.
Los guiños que la vida me da, no sólo me sirven para confirmar que no estoy sola en este mundo, que soy parte de él y que la vida es un círculo que se mueve como el agua del Haiku y que basta con abrir los ojos para saber identificar esos guiños. La paz que se siente, es infinita. 

Y todo gracias, a unos cuantos recuerdos que almacena mi memoria y a un balde de pintura que decidió que era bueno darle uso.


11 comentarios:

  1. Te lo regalé xq me encantan los libros, los libros con fotos, los libros de frases cortas y xq a ti tambien te gustan los libros, los gatos y efectivamente tambien xq el gato de la portada se parecía a Astor :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :) me gustó que me lo regales. Hay una frase en uno de los libros que me hace acordar a plomis pero no la encuentro. :(

      Eliminar
    2. mi plomis :( algún día podré tener otro gatito...

      Eliminar
  2. Hombre que cría gato, no puede ser macho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Insinúas que mi esposo no es macho??? :O

      Eliminar
  3. ¿Quién cría los gatos?, ¿Tú o él?, si él los cría debe ser para comer.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ambos, son nuestros hijos peludos, tenemos 2. Comerlos, sería como una acto de canibalismo para nosotros XD

      Eliminar
    2. Consejo de pata: Si gato no quieres degustar, los chifas debes evitar.

      Eliminar
  4. Consejo de pata: Nunca vayan a un chifa.

    ResponderEliminar
  5. Que bueno ese amor por los felinos!

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Forbidden. Tener un gato es una suerte.

      Eliminar